Fecundación In Vitro

Te ayudamos a cumplir tu sueño de ser mamá
con el método de reproducción asistida más exitoso

Es importante saber que hay varios métodos de reproducción asistida que pueden ayudarte a ser mamá.

¿Estás interesada en conocer si lo más beneficioso para ti es la FIV (Fecundación In Vitro)?

Para ello, en Clínicas Gaia hemos creado el siguiente Test para saber si necesitas FIV o cualquier otro procedimiento.

¿FIV es el procedimiento adecuado para ti?
Completa el test para saberlo

Hoy día, existen numerosos factores que hacen que tú y muchas más mujeres no puedan quedarse embarazadas de forma natural, incluso llevando mucho tiempo intentándolo.

Y es que, entre los factores que influyen, los más frecuentes son: 

  • Desequilibrios hormonales.
  • Alcanzar una edad materna muy avanzada.
  • Alteraciones o lesiones que no hacen posible el embarazo.
  • Alteraciones genéticas en alguno de los miembros de la pareja.

O simplemente, se da el caso de que tú y tu pareja sois mujeres y queréis ser mamás.

¿Te ves reflejada en alguno de los puntos mencionados?

Entonces debes saber que el método más efectivo  es la fecundación in vitro o FIV.

 

Beneficios que aporta la  Fecundación In Vitro

La fecundación in vitro (FIV) ofrece varios beneficios para las parejas y personas que enfrentan dificultades para concebir de manera natural debido a problemas de fertilidad u otras condiciones médicas. Algunos de los beneficios de la FIV incluyen:

  1. Tratamiento personalizado: La FIV se adapta a las necesidades individuales de cada pareja o persona. Los médicos pueden ajustar los protocolos de estimulación ovárica y otras etapas del proceso para maximizar las posibilidades de éxito.

  2. Superación de la infertilidad: Para muchas parejas, la FIV puede ser la opción que les permita superar problemas de infertilidad que de otro modo podrían dificultar o impedir la concepción.

  3. Solución para múltiples problemas de fertilidad: La FIV puede abordar una variedad de problemas de fertilidad en mujeres y hombres, como problemas ovulatorios, endometriosis, anomalías uterinas, baja calidad de espermatozoides, entre otros.

  4. Posibilidad de diagnosticar problemas genéticos: La FIV con diagnóstico genético preimplantacional (DGP) permite seleccionar embriones libres de ciertas anomalías genéticas, lo que reduce el riesgo de transmitir enfermedades hereditarias.

  5. Posibilidad de preservar la fertilidad: Las personas que enfrentan tratamientos médicos que podrían afectar su fertilidad, como la quimioterapia, pueden optar por la FIV para congelar embriones u óvulos antes de recibir tratamiento.

  6. Uso de donantes: Para parejas o individuos que necesitan donantes de esperma u óvulos, la FIV proporciona una forma de combinar material genético de los donantes con el de uno de los miembros de la pareja.

  7. Control del momento de la concepción: Los médicos pueden controlar el momento de la transferencia embrionaria, lo que puede ser beneficioso para parejas que necesitan coordinar sus horarios o para aquellas que han tenido problemas en el pasado con la implantación.

  8. Examen y seguimiento del desarrollo embrionario: Los embriones pueden ser examinados y evaluados en el laboratorio antes de la transferencia, lo que puede aumentar las posibilidades de éxito.

  9. Embarazo exitoso: La FIV ha demostrado ser una solución exitosa para muchas parejas que no han tenido éxito con otros tratamientos de fertilidad.

  10. Opción para parejas del mismo sexo o individuos solteros: La FIV ofrece a las parejas del mismo sexo y a las personas solteras la posibilidad de tener hijos biológicos utilizando donantes de esperma u óvulos y, en algunos casos.

Es importante recordar que los resultados de la FIV pueden variar según la situación médica y otros factores individuales. Si estás considerando la FIV, es recomendable buscar la orientación de profesionales de la salud y especialistas en fertilidad para tomar decisiones informadas.

¿Tienes alguna duda? Escríbenos al WhatsApp

FIV. El Procedimiento con mayor número de tasas exitosas.

La Fecundación In Vitro combina una serie de técnicas para alcanzar el embarazo mediante la Reproducción Asistida.

 

¿Qué es la Fecundación In Vitro?

La fecundación in vitro (FIV) es un procedimiento de reproducción asistida en el cual los óvulos de una mujer se extraen de sus ovarios y se fertilizan con espermatozoides en un laboratorio. La FIV es una opción para parejas que enfrentan dificultades para concebir de manera natural debido a diversas razones, como problemas de fertilidad en la mujer o en el hombre.

El proceso general de fecundación in vitro implica los siguientes pasos:

  1. Estimulación ovárica: La mujer se somete a una estimulación hormonal para aumentar la producción de óvulos en sus ovarios. Esto se hace para que haya varios óvulos disponibles para la recolección, en lugar de uno solo que se desarrolla en un ciclo menstrual normal.

  2. Extracción de óvulos: Una vez que los óvulos han madurado lo suficiente, se extraen mediante un procedimiento llamado aspiración folicular. Esto se realiza bajo supervisión médica utilizando una aguja que se introduce en los folículos ováricos para recolectar los óvulos.

  3. Fertilización: Los óvulos extraídos se colocan en una placa de cultivo y se combinan con espermatozoides de la pareja o de un donante. La fertilización puede ocurrir de manera natural o mediante técnicas como la inyección intracitoplasmática de espermatozoides (ICSI), en la que un espermatozoide se inyecta directamente en el óvulo.

  4. Cultivo embrionario: Una vez fertilizados, los óvulos se convierten en embriones en el laboratorio. Los embriones se cultivan durante varios días bajo condiciones controladas para evaluar su desarrollo.

  5. Transferencia embrionaria: Uno o más embriones de buena calidad se seleccionan para ser transferidos al útero de la mujer. Este proceso generalmente se realiza unos días después de la fertilización, cuando los embriones están en una etapa temprana de desarrollo.

  6. Implantación y embarazo: Si uno de los embriones se implanta exitosamente en el revestimiento uterino, se desarrollará un embarazo. En algunos casos, se pueden congelar los embriones no utilizados para futuros intentos en caso de que el primer intento no sea exitoso.

La fecundación in vitro es una opción para muchas parejas que desean tener hijos pero enfrentan problemas de fertilidad. Sin embargo, el proceso puede ser emocional y físicamente demandante, y los resultados pueden variar según la situación médica y otros factores. Es importante hablar con profesionales de la salud y especialistas en fertilidad para obtener orientación y tomar decisiones informadas sobre el tratamiento.

 
 

En el siguiente esquema puedes consultar el procedimiento de forma ilustrada:

En España

 el 9,5% de los nacimientos es fruto de la Reproducción Asistida.

FIV es el método más usado en el país.

¿Para quiénes está pensada la Fecundación In Vitro?

Tanto las parejas que presentan problemas de fertilidad o alteraciones genéticas, así como aquellas mujeres que presentan problemas de ovulación, endometriosis o daños en las trompas de Falopio, entre otros posibles casos.

Asimismo, siempre se valora de forma personalizada e individualizada a cada paciente.

En Clínica de Fertilidad Gaia, te ofrecemos encantados toda la información necesaria, así como resolvemos todas las dudas o preguntas que te surjan.

Completa el formulario para hablar con un especialista:

Pacientes candidatas a la FIV

A continuación, podrás consultar los distintos grupos de mujeres que cumplen el perfil para este tratamiento de Reproducción Asistida.

FIV

  • Mujeres y parejas con problemas de infertilidad
  • Mujeres que se han hecho otros tratamientos de fertilidad sin tener éxito
  • Pareja homosexual de mujeres
  • Se puede combinar con ovodonación si la mujer requiere de donación de óvulos

Asimismo, es relevante que sepas que no todas las mujeres necesitan una FIV, pues cada situación es única.

Sobre todo, si considerados a mujeres que tienen dificultad en la producción de óvulos maduros (por alguna enfermedad en concreto, normalmente) o que superen los 40 años de edad. 

Por ello, antes de considerar la FIV, es fundamental buscar la orientación de especialistas en fertilidad y médicos para determinar cuál es la mejor opción para cada caso particular.

Realiza el siguiente Test de FIV y descubre si eres candidata para este tratamiento.

Hemos contribuido

Y de forma muy satisfactoria, a que parejas y madres solteras hayan cumplido su sueño de formar una familia.

 

¿Tienes dudas?

Si quieres conocer más información o resolver alguna duda que se te haya planteado, te atendemos a través de WhatsApp.

¡Haz clic en el siguiente botón y escríbenos!

 

Nuestra mayor satisfacción es poder ayudar a nuestras pacientes a formar su propia familia, trayendo al mundo miles de bebés sanos.

Test
Fecundación in Vitro